Entradas

Mostrando entradas de abril, 2012

LinkedIn, más cerca de convertirse en el estándar

Imagen
LinkedIn ha lanzado hace unos días Talent Pipeline, una nueva solución para reclutadores profesionales que representa mejoras significativas respecto a Talent Recruiter, la fórmula que ofrecía hasta el momento. Aunque según LinkedIn esta nueva solución sirve para poder seguir la pista y mantener la comunicación con los miles de contactos que se generan en el proceso de búsqueda de talento "antes de que éstos se conviertan en candidatos en el Applicant Tracking System de la empresa", a nadie se le escapa que con este movimiento LinkedIn entra a competir directamente con proveedores de soluciones ATS como Taleo o Silkroad.

Pipeline permite, entre otras cosas, gestionar contactos que no tengan perfil en LinkedIn, asociar a un perfil de LinkedIn un curriculum que se ha recibido a través de otra vía, asignar a los contactos etiquetas que resulten relevantes para la organización, identificar la fuente de la que procede cada contacto, valorar la eficacia de cada una de esas fuentes…

Del "Know-How" al "Know-Why"

Imagen
El jueves pasado aparecía en el HBR Blog Network una interesante entrada de Adam Richardson titulada "Compete on Know-Why, Not Know-How". La tesis de Richardson es que un entendimiento profundo del por qué se hacen las cosas en una organización puede ser una fuente sostenible de ventaja competitiva para ésta en la medida que ese "porqué", compuesto por unos "core insights" no siempre evidentes, o incluso contraintuitivos, es mucho más difícil de imitar que las capacidades que componen su "know-how".

A este argumento añadiría el hecho de que un entorno competitivo extremadamente dinámico, como el que experimentan un número creciente de empresas, éstas se ven obligadas a renovar continuamente su "know how" ante la aparición constante de nuevas tecnologías y modelos de negocio. Por tanto, su identidad ante clientes, empleados y otros stakeholders dificilmente podrá basarse en este factor. Por el contrario, el "know why" puede …

Son los valores

Imagen
Empresarios y directivos deberían preocuparse más sobre en qué medida los valores que transmiten con sus actos contribuyen al desarrollo de las capacidades de las que depende la competitividad de su empresa.

Hoy en día muchas empresas se encuentran inmersas en un contexto volátil e incierto. Desarrollan su actividad en un entorno hiperconectado y globalizado, en el que procesos, tecnologías e incluso el conocimiento dejan de representar una ventaja en cuestión de meses. En consecuencia, su competitividad depende más que antes de su adaptabilidad y capacidad de innovación, pero, sobre todo, de su habilidad de mantener ambos atributos a lo largo del  tiempo. Como decía Michael Hammer: "hoy  el secreto del éxito no es tanto prever el futuro como construir una organización capaz de prosperar en cualquiera de los futuros que no podemos prever".

Adaptabilidad e innovación se perfilan así como la única fuente sostenible de ventaja competitiva para un número creciente de compañías,…