Entradas

Mostrando entradas de julio, 2016

¿Por qué las personas deciden dejar un trabajo?

Imagen
En muchos sectores las empresas viven inmersas en una guerra por el talento consecuencia de los desequilibrios del mercado de trabajo. En un escenario así las compañías necesitan introducir cambios en sus prácticas de gestión de personas para conseguir atraer a los mejores candidatos y que, una vez en la organización, estos profesionales quieran quedarse y dar lo mejor de sí mismos en su trabajo.

Para entender cuales son esas cosas que necesitan cambiar muchos empleadores preguntan a los empleados que deciden irse voluntariamente de la empresa cuales son los motivos de esta decisión. A través de esta vía esperan recoger información que les permita elaborar (o conservar) una "propuesta de valor de empleo" atractiva (al menos tanto o más atractiva que la de sus competidores en el mercado de talento).

Sin embargo, sabemos que esas “entrevistas de salida” a menudo se producen bajo la influencia de las emociones que conlleva toda separación, y el deseo de los empleados salientes…

¿Por qué las empresas no se preocupan de como usan su potencial humano como se preocupan de la utilización de sus activos físicos?

Imagen
Conscientes de lo mucho que su éxito futuro depende de sus personas cada vez son más las compañías que se ven inmersas en la “guerra por el talento” consecuencia de los desequilibrios que hoy en día experimenta el mercado de trabajo.

Todos conocemos la historia: por una parte hay una desconexión creciente entre los perfiles profesionales que genera el sistema educativo y las nuevas necesidades de las empresas resultado de los avances tecnológicos, los nuevos modelos de negocio y la globalización. Por otra, nos encontramos con que las tendencias demográficas, en concreto el envejecimiento de la población y movimientos migratorios, llevan a que la población activa, la oferta de profesionales, haya empezado a disminuir en ciertos mercados.

En consecuencia, numerosas organizaciones tardan más tiempo que antes en cubrir sus vacantes, y muchas acaban tomando decisiones de selección subóptimas al no conseguir encontrar (o atraer) ese candidato perfecto con que soñaban.

A esto se suma que al…