19 mayo 2008

IBM Jams

por Santi Garcia

Uno de los ejemplos que utilizó Philip Evans para ilustrar como algunas empresas están abrazando los principios de la «gestión 2.0» son los «Jams» de IBM. Se trata de fórmulas de colaboración on-line, que parten del principio de que para llegar a soluciones novedosas en un mundo global y abierto es mejor contar con una amplia variedad de perspectivas.

En 2003 el ValuesJam permitió a los empleados de IBM redefinir de forma participativa sus valores corporativos por primera vez en casi 100 años. En 2005, IBM, el Gobierno de Canadá y las Naciones Unidas organizaron el HabitatJam, en el que se dieron cita decenas de miles de personas de 158 países diferentes para tratar temas relacionados con la sostenibilidad de las ciudades. Las ideas allí generadas conformarían la agenda del Foro Mundial de las Ciudades que se celebró el siguiente año bajo el auspicio de las Naciones Unidas. En 2006, el InnovationJam, que reunió a más de 150.000 personas de 104 países y 67 empresas, resultó en el lanzamiento de 10 nuevas líneas de negocio, con una inversión inicial de 100 millones de dólares…

¿Cómo funciona un «Jam»?

Es muy sencillo. Por ejemplo, en el caso del InnovationJam de 2006, orientado a buscar nuevas oportunidades de negocio, se partió de cuatro áreas temáticas (movilidad, finanzas y comercio, salud y bienestar, y sostenibilidad y medioambiente). En la primera fase, durante 72 horas, y con la ayuda de una plataforma tecnológica, los participantes se concentraron en generar ideas de nuevos servicios, procesos y modelos de negocio relacionadas con esos temas. Dos meses depués, los participantes tuvieron otros tres días para valorar el impacto y potencial de las ideas propuestas en la primera fase, refinarlas y validarlas utilizando para ello preguntas sencillas como «¿quién podría estar interesado en comprar ese producto o servicio?», «¿a través de qué canales podría comercializarse?», «¿la tecnología actual es suficiente para hacer realidad ese producto?» o «¿cuál es el impacto de ese servicio en la sociedad?»

Imagen Liu Tao bajo licencia Creative Commons

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *