Adolfo Domínguez: empresa, liderazgo y competitividad

En el número de este mes de la revista Capital Juan Llobell entrevista a Adolfo Dominguez. El empresario y modisto gallego, un hombre del Renaciemiento, pero que se considera a sí mismo "un tendero al que le gusta trabajar con las manos", habla muy claro sobre empresa, competitividad, ética y liderazgo. En particular, me gustaría destacar las siguientes declaraciones, que nos pueden dar que pensar:

"Hacen falta empresarios con criterios éticos y que sientan culpa de hacer las cosas mal."

"En la vida el ejercicio de seducir es mucho más importante que el ejercicio del palo. Liderar una empresa es un ejercicio de seducción, hacia el exterior, hacia tus clientes, y hacia el interior, hacia tus empleados. En realidad, un empresario es un comunicador y un vendedor."

"La clase empresarial española es la que corresponde al país. Si no es mejor es porque el país no es mejor. A empresario no se llega por oposiciones, surgen espotáneamente si se da el ambiente adecuado."

"Si alguien sensible a la educación hubiese estado en el poder este país no tendría nada que ver."

"El Plan E es un plan equivocado. Es un gasto que no es catalizador de nada. Prefiero tener laboratorios buenos que aceras buenas."

"Incluso los que tenemos sensibilidad social estamos convencidos de que (la reforma laboral) es uno de los retos decisivos. No nos damos cuenta de que la seguridad para el individuo es inseguridad para el conjunto, para la sociedad."

"La incertidumbre es dura pero nos mantiene vivos. Convencernos de eso es la asignatura pendiente de este país. Desencadenaría una ola de vitalidad."

Comentarios

Fredo Carranza ha dicho que…
Coincido con la idea de A. Dominguez acerca de la importancia de la capacidad de seducción de la empresa. Hace tiempo que considero que sería interesante profundizar en el desarrollo de esta estrategia. Gracias pues me has dado pie a empezar a escribir algo sobre esto en mi blog. Un saludo!
Lluis Clusella ha dicho que…
"La incertidumbre es dura pero nos mantiene vivos" Me parece una observación muy acertada, la sociedad actual vive la incertidumbre como algo negativo cuando la incertidumbre es algo consustancial a la vida misma y motor evolutivo, hemos de gestionarla pero no pretender aniquilarla, pues eso al final es un empeño vano.

Entradas populares de este blog

Recursos Humanos: ¿Es momento de cambiarse el nombre?

¿Qué tengo que hacer para llegar a ser ejecutivo de una gran empresa?

La brecha de género en Inteligencia Artificial es un gran problema