domingo, 12 de junio de 2011

Se buscan directivos dispuestos a añadir menos valor

Puede sonar raro, casi absurdo, pero, en el fondo, todo indica que es hacia ahí hacia donde apunta el futuro del management.

Lo explica Ross Smith en FreshMIX: Vamos hacia un modelo de "management minimalista" conforme al cual los directivos deberán ser capaces de dirigir sus organizaciones conforme al principio de "menos es más". 

En la organizaciones 2.0 las jerarquías pierden protagonismo frente a las redes de relaciones informales, las relaciones son más simétricas, la inteligencia colectiva y la colaboración priman frente a la excelencia individual, y la generación de valor está mucho más distribuida que en las organizaciones tradicionales. En consecuencia, los directivos deberán asumir que su influencia sobre el éxito o fracaso de sus empresas va a depender cada vez menos del control que ejerzan sobre los procesos de negocio, de las grandes decisiones que tomen, o de las instrucciones que transmitan, y más de su capacidad de crear un contexto que favorezca el desarrollo de esa inteligencia colectiva de la que dependerá que la organización consiga anticiparse y adaptarse con eficacia a los cambios del entorno.

Publicar un comentario en la entrada